Líderes consuelan al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva por la muerte de su esposa.

NOTICIAS |
Marisa Letícia Lula da Silva, ex primera dama de Brasil y mujer del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva durante 43 años, ha muerto este 3 de febrero a los 66 años tras sufrir, el 24 de enero, un derrame cerebral en su casa de São Bernardo do Campo, una localidad del Estado de São Paulo. Fue ingresada en un centro sanitario local y, después, trasladada al hospital Sirio Libanés, en el centro de la ciudad. Allí se le ha declarado la muerte cerebral. 


Conocida por su bajo perfil, Rocco, hija de un taxista inmigrante italiano de Sao Bernardo do Campo, fue un respaldo histórico de la carrera política de Lula, primero como sindicalista en los años 70 y luego al frente del PT, en los años 80. En 1980 ella lideró la Marcha de las Mujeres para reclamar la liberación de sindicalistas que habían sido presos por realizar huelgas en el Gran San Pablo contra la dictadura militar, entre ellos Lula. Ambos se conocieron mientras vivían tragedias familiares: Lula había perdido en el parto a su primera esposa y a su primer hijo, mientras Rocco criaba sola a su hijo porque había quedado viuda de su marido, un taxista asesinado durante un robo.

Entradas populares